Escámez valora la iniciativa ‘AIRE’ pero reclama a la Junta más recursos para crear empleo

M Angeles Escámez formación y empleo

La línea de subvenciones deja a Motril con 800.000 euros menos con respecto a 2018 para promover la inserción laboral de personas desempleadas

La teniente de alcalde de Formación y Empleo, Mª Ángeles Escámez, ha valorado de manera positiva la iniciativa para la activación, impulso y recuperación del empleo (AIRE) de la Junta de Andalucía, una línea de subvenciones que pretenden promover la creación de empleo en los municipios andaluces tras la crisis del Covid-19, fomentando la inserción laboral de personas desempleadas por parte de los ayuntamientos. Sin embargo, Escámez aclara que esta iniciativa del Gobierno andaluz es muy similar a los proyectos de empleo de la Junta de años anteriores, “con la diferencia de que cuantía para Motril es mucho más inferior a la que se recibió en 2018”.

Escámez ha reclamado al Gobierno andaluz que dote a Motril de un mayor presupuesto “porque ha habido un recorte económico respecto a planes anteriores”. Concretamente, en 2018, con el Plan de Iniciativa de Cooperación Local (ICL), Motril recibió un presupuesto total de 1.326.025 euros. En esta nueva convocatoria la ciudad ha recibido 904.204,86 euros, lo que son 769.330,10 euros menos de diferencia. Según la teniente de alcalde de Formación y Empleo, “hay que tener en cuenta que estamos en una crisis sanitaria y económica que impacta directamente sobre los municipios y lo que esperan los ciudadanos es más ayuda, y no menos, por parte de las administraciones”, ha recalcado.

Selección de los desempleados

No obstante, Escámez ha valorado que se mantenga la cobertura a los ayuntamientos para poder generar actividad y empleo, “más en estas circunstancias tan difíciles”. La selección de los desempleados, que se agrupan en tres categorías (Jóvenes, de 30 a 44 años y de 45 o más años de edad) se realizará mediante oferta en el SAE, organismo que proporcionará al Ayuntamiento de Motril los candidatos para cada puesto de acuerdo a unos criterios de prelación.

En primer lugar, tendrán prioridad aquellas contrataciones de personas que no sean beneficiarias de ninguna prestación ni subsidio o que estén especialmente afectadas por la crisis sanitaria. Para determinar en el decreto esta preferencia, se ha establecido que se dé prioridad a aquellos desocupados que, sin haber sido contratados desde el 1 de marzo, sí tuvieron un contrato con carácter temporal en el periodo establecido desde el 1 de marzo al 30 de junio de 2018, o desde el 1 de marzo al 30 de junio de 2019,  en las actividades de servicios de alojamiento (CNAE 55); servicios de comidas y bebidas (CNAE 56); actividades de agencias de viajes, operadores turísticos, servicios de reservas y actividades relacionadas con los mismos (CNAE 79);  y actividades deportivas, recreativas y de entretenimiento (CNAE 93).

También tendrán preferencia los beneficiarios del ingreso por Renta Mínima de Inserción Social en Andalucía, perceptores de subsidios por desempleo, Renta Activa de Inserción (RAI), de Renta Agraria y, finalmente, personas beneficiarias de prestación contributiva por desempleo. A continuación, desempleados residentes en el municipio de referencia, aplicando los mismos criterios de prelación anteriores.

Escámez ha informado que una vez que la convocatoria esté abierta el área de Formación y Empleo del Ayuntamiento difundirá toda la información sobre las ocupaciones que se demandan para todos los ciudadanos interesados.

ELA ELA