Motril realizará un inventario de todas las cruces cristianas tras una tensa polémica entre López (VOX) y el concejal de Cultura

Desde VOX lamentan los "injustificados ataques" del concejal de Cultura durante el Pleno

El pleno del Ayuntamiento de Motril ha aprobado por mayoría de los grupos políticos la moción de VOX instando a proteger las cruces cristinas de la ciudad. Dicha aprobación se ha logrado en acuerdo con el equipo de gobierno, contando con los votos a favor del Partido Popular, dos de los tres concejales de PMAS, Ciudadanos y los dos concejales no adscritos

El portavoz municipal de VOX, Miguel Ángel López, ha celebrado la aprobación de la moción en lo que cree que ha sido “un logro en la defensa de la cultura y la religión cristiana”. En este caso, se trata de hacer un inventario de todas las cruces cristianas que hay en el municipio para, posteriormente y una a una, valorar si merecen la catalogación de Bien de Interés Cultural. López ha calificado la aprobación como una “victoria para la defensa de la libertad religiosa ante la amenaza de la izquierda radical, que ya ha demostrado en Aguilar de la Frontera que está en la campaña de demoler todo lo que represente la libertad de pensar o creer en lo que cada uno considere oportuno. Nos alegramos de que el equipo de gobierno haya entendido la relevancia de la moción, que será una garantía de que en el futuro estén protegidas frente al totalitarismo comunista”. 

Una moción controvertida en el Pleno municipal

Sin embargo, la moción de este miércoles generó controversias dentro del propio equipo de Gobierno municipal durante la sesión plenaria. El concejal de VOX ha manifestado su contrariedad por los ataques vertidos por el concejal de Cultura, Miguel Ángel Muñoz, durante el debate. “Se puede estar en una posición política contraria y votar no a la moción, como es legítimo en una sociedad democrática, pero lo que no es de recibo es la actitud del concejal de Cultura, que ha aprovechado el pleno municipal para hacer un popurrí de falsedades y atacar a VOX”, ha señalado. “No es de recibo usurpar el debate municipal para arremeter con bulos contra la portavoz de VOX en la Comunidad de Madrid, Rocío Monasterio, para criticar a todos los padres que quieren tener el derecho a que no se adoctrine ideológicamente a sus hijos en las escuelas, o para llamarnos racistas a quienes defendemos que la sanidad pública tiene que ser para quienes vivan y trabajen regularmente en España y que no aceptamos la demagogia de que la sanidad tiene que ser para cualquiera que ponga un pie en nuestro país”.

Además, López ha añadido que es “inaceptable” que el concejal de Cultura “se distraiga de sus funciones para embarrar un debate municipal y se dedique a propagar desinformación, los cuales ya hemos desmontado en redes sociales con datos y documentos oficiales, que es como se deben hacer las cosas para tener algo de credibilidad”, ha sentenciado el portavoz.

“No defienden a las personas, solo a los símbolos”

Por su parte, el concejal de Cultura en el Ayuntamiento de Motril, Miguel Ángel Muñoz, defiende que su postura “no embarra ningún debate”, sino que pretende “hablar claro” de la actitud de VOX. “Todavía no he visto ninguna moción de esta formación política que pretenda proteger a las personas, solo a los símbolos”, apostilla.

“Desde el punto de vista de los valores cristianos, que hablan de respeto, tolerancia y amor al prójimo, nos encontramos a Rocío Monasterio, que ha pedido al Defensor del Pueblo que se permitan las terapias para curar la homosexualidad, a los tres senadores de Vox que han sido los únicos de todo el Senado que han rechazado la aprobación de una declaración institucional contra el racismo apoyada por todos los grupos o a Garriga, que dice que la sanidad universal y gratuita es una lacra para España”, explica. “Miguel Ángel López ha tenido el valor de decirme que esto es mentira y es un bulo”, insiste.

El concejal de Cultura considera que su labor se centra en “defender la parte humana”. “Si él, como representante de VOX, tiene que defender los símbolos y no es capaz de asumir el partido donde está que se vaya”, concluye.

ELA ELA