Protección Civil creará una mesa de voluntariado y buscará ahora el apoyo en otras administraciones

Protección Civil de Motril

Insisten en que decisión de no contar con ellos como auxiliares de playas es "injusta" después del trabajo altruista que han realizado durante la pandemia

Las playas de Motril reabren este martes al baño con un amplio dispositivo de seguridad y vigilancia para la protección de los bañistas. A partir del día 13 de junio, se pondrán en marcha los servicios e infraestructuras playeros (como duchas y aseos) y el 1 de julio, entrará en funcionamiento el servicio de salvamento y socorrismo con el apoyo de 86 auxiliares para la vigilancia de las playas que serán contratados durante tres meses por la Junta de Andalucía. Esta iniciativa liderada por Juanma Moreno no ha estado exenta de polémica y en los últimos días ha generado malestar entre los voluntarios de Protección Civil, que consideraban que el Gobierno andaluz los tendría en cuenta para estos contratos, remunerados con 1900 euros netos mensuales, después del arduo trabajo que han realizado durante la pandemia de manera altruista.

En este sentido, el coordinador de Protección Civil, Ramón Mesa, anunciaba este lunes en los medios que todas las unidades de Protección Civil de Motril quedaban desactivadas después de 79 días a pleno rendimiento. Esto incluía la Unidad Covid desplegada como apoyo a los servicios de emergencias del 061 y que ha realizado más de 250 asistencias de posibles casos de contagio de coronavirus en menos de tres meses.

La situación ha hecho que prácticamente la totalidad de las agrupaciones de la provincia apoyen la reivindicación que ha nacido en la Costa y participen en una mesa de voluntariado que se realizará en Motril las próximas semanas. Paralelamente, Protección Civil tiene previsto una reunión con la Mancomunidad de Municipios de la Costa Tropical y la Diputación de Granada, con la intención de buscar “amparo” en otras administraciones y llegar a acuerdos comunes “por el bien del servicio y de la seguridad de la ciudadanía”.

El coordinador de Protección Civil en Motril, Ramón Mesa, insiste que está abierto a dialogar con todas las administraciones para que la propuesta salga adelante y se pueda seguir contando con el servicio de la agrupación durante la temporada estival. “Si el Ayuntamiento quiere llegar a algún acuerdo, si es el por bien de Motril, el primero que se sentará en esa mesa seré yo”, ha subrayado de manera tajante.

Del mismo modo, el Área de Gestión Sanitaria Sur de Granada está preocupada por la situación y por la falta de la ambulancia con la que se estaban realizando los traslados y las asistencias de posibles positivos de coronavirus. El riesgo de un rebrote podría colapsar los servicios de emergencias en el municipio, al tener que dejar inoperativa una ambulancia durante un largo periodo, no solo por el tiempo que se requiere para el traslado de un paciente infectado, sino por las labores de desinfección y limpieza posteriores que se deben llevar a cabo en el vehículo.

La visita de Juanma Moreno a Motril

El pasado 15 de mayo, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, visitó Motril y manifestó su deseo de que las playas abran en la segunda fase de la nueva normalidad. Era el día en el que Sanidad decidía si Granada y Málaga se unían al resto de provincias en la desescalada. El líder andaluz anticipó que la Junta estaba elaborando un plan para reabrir las playas. Ahora, veinte días después, los voluntarios de Protección Civil echan de menos que alguien hubiera preguntado cómo iban a ser los criterios para la contratación de personas para la vigilancia de playas para contar con el servicio de Protección Civil, después del trabajo que se estaba realizando a través de estos voluntarios desde que se decretó el estado de alarma.

“Esto se ha hecho muy a las bravas”, comenta Ramón Mesa, “no se ha pensado y no es tarde para rectificar”, considera. Además, el coordinador de esta agrupación motrileña rompe un lanza a favor del delegado del Gobierno en Granada, Pablo García. A juicio de Mesa, en los tiempos en los que fue alcalde de Albolote, “García apoyó mucho a su agrupación, convirtiéndola en una de las mejores de la provincia y dotándola de medios materiales y personal”, cuenta. “Soy consciente de que él, que es representante de la Junta en Granada, apoya al voluntariado porque lo ha demostrado con su gestión municipal”, afirma. “Quizás, si le hubieran preguntado, no se habría cometido este fallo”, insiste.

Cubriendo playas desde los años 80

Otro de los motivos que alega la agrupación de voluntarios de Protección Civil de Motril es su experiencia en las costas del litoral granadino. Muchos ayuntamientos contratan en verano los servicios de Protección Civil para la vigilancia de las playas. Sin embargo, en Motril, casi siempre se ha realizado una licitación pública, a pesar de que se ha seguido contando con el voluntariado como personal de apoyo durante los meses estivales.

Precisamente, en 2017, por un error administrativo de una de las licitaciones, Protección Civil tuvo que cubrir durante 15 días el servicio de vigilancia y protección de las playas de Motril para que el municipio no perdiera la Q de calidad ni la bandera azul. “Como era algo puntual y urgente lo hicimos de manera voluntaria y altruista porque siempre hemos estado ahí cuando se nos ha necesitado”, ha recordado Ramón Mesa.

ELA ELA