Sergio Urrutia: “la mirada la pongo en hacer crecer el patrimonio humano de mi hermandad”

Sergio Urrutia

"Todos hemos sacado la misma lección, aprender a poner en primer lugar lo más importante" / "Tan importante es el engrandecimiento de nuestro patrimonio como su conservación"

Conversamos con Sergio Urrutia, Hermano Mayor de la Cofradía de Perdón y Misericordia de Motril, sobre la suspensión de la Semana Santa, la crisis del coronavirus y sus consecuencias en el mundo cofrade y religioso de la ciudad.

Hoy es un día muy diferente. Nadie lo hubiese imaginado así. ¿Qué lección le deja esta crisis sanitaria?

Creo que todos hemos sacado la misma lección: aprender a poner en primer lugar lo más importante, nuestras familias. Esas personas que tenemos la suerte de tener tan cerca siempre que, a veces, no están donde tienen que estar en nuestra lista de prioridades.

¿Cómo se vivió la suspensión de las procesiones por el coronavirus en el seno de la Hermandad?

Con una tristeza lógica, pero era algo que todos sabíamos que iba a pasar. La suspensión de las fiestas de las Fallas en Valencia me cogió en una reunión con la Agrupación de Cofradías. Desde ese momento todos sabíamos que íbamos a tener que hacer un ejercicio de responsabilidad y que este año no podríamos salir a la calle.

¿Servirá para que las Cofradías obtengan un mayor reconocimiento social por su papel dinamizador de la economía y el turismo de la zona?

Soy bastante reacio a ese pensamiento. Como dice el refranero español, “nos acordamos de Santa Bárbara cuando truena”. De aquí al año que viene, Motril se habrá olvidado de la importancia a nivel económico y turístico de la Semana Santa de su ciudad.

¿En qué se focalizó la Cofradía este año? ¿Había grandes estrenos?

Nos centramos en la restauración del patrimonio de la hermandad. Mucha veces sólo nos acordamos de estrenar y tan importante es el engrandecimiento de nuestro patrimonio como su conservación. En este caso restauramos la cruz guía y los varales de palio del paso de María Santísima de la Misericordia.

¿Dónde pone la mirada ahora, en la Semana Santa 2021?

La mirada la pongo en hacer crecer el patrimonio humano de mi hermandad, nuestras filas de nazarenos y mantillas. Ahora tampoco es tiempo de preocuparse de más, lo importante es que todas nuestras familias estén bien.

Qué lectura le sugiere los que reivindican una mayor implicación de la iglesia en esta crisis.

Simplemente creo que esa gente no pone en valor la gran labor social que hace la Iglesia durante todo el año. Ahora siguen sin querer verlo.

¿Habrá magna cuando acabe la pandemia o no es partidario?

No lo creo. Tal vez, en capitales de provincia. Pero en Motril, ni soy partidario, ni creo que económicamente las hermandades puedan soportarlo.

¿Qué echará de menos hoy?

Todo… Esos ratos preparando bocadillos, el nerviosismo dentro de la iglesia, el bullicio de hermanos, esos minutos antes con mis hermanos costaleros… Todo, no me puedo quedar con nada en especial, lo siento.

ELA ELA